Autoevaluación del docente

En la entrada anterior reflexioné sobre la gran labor de los profesores y de la importancia de agradecer y valorar todo su esfuerzo, especialmente durante este año tan peculiar. Pero ahora me dirijo directamente a los docentes y os lanzo una pregunta: ¿cuánto tiempo dedicas a analizar y evaluar tu trabajo?. Seguramente tengas cantidad de técnicas para evaluar el progreso del estudiante pero no tantas para hacer lo mismo con el tuyo propio.


Como en toda profesión, es fundamental pararse de vez en cuando a analizar y ver lo que hemos hecho bien y lo que hay que mejorar, nuestros logros o eso que no ha funcionado como pensábamos. Este es un ejercicio que podemos hacer por ejemplo una vez al año o quizás de forma trimestral, o incluso mensual, en realidad, cada uno debería encontrar su propia fórmula. Y con este propósito, quiero compartir una herramienta que encuentro verdaderamente útil: la autoevaluación del docente. Se trata de una infografía que condensa en una hoja diferentes aspectos a examinar de nuestro papel como profesor.


Coge unos lápices, prepárate un café y siéntate tranquilamente a echar la vista atrás. ¿Qué ha sido lo mejor del año? ¿y lo peor?. ¿Qué has aprendido?. ¿Has estado motivado/a?. ¿Te has entregado al máximo?. ¿Has innovado?. Seguro que esto te hará reflexionar, apreciar tu trabajo y establecer nuevas metas para seguir evolucionando profesionalmente. Sin duda, será bonito ver todas nuestras conclusiones en un tiempo y comparar las diferentes etapas que hemos vivido en el mundo de la enseñanza. 

Si lo usas, me encantará saber cómo te va. No dudes en dejarme un comentario o escribirme 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *