Las imágenes en las clases de idiomas. ¡Úsalas bien!

Si has estudiado inglés o cualquier otro idiomas, seguro que en algún momento te han puesto una fotografía sobre la mesa y te han pedido que la describieras, ¿a que sí?. El uso de imágenes para generar conversación es algo muy común que la mayoría de profesores usan. De hecho, muchos exámenes oficiales incluyen este tipo de actividad en sus pruebas orales.

Si te estás iniciando o reinventando en esto de la enseñanza de idiomas, no dudes en hacerte con una buena colección de fotos de temas variados y tenerla siempre a mano. Pero ¡ojo!, no vale cualquier foto. Hay imágenes que no dan mucho juego a la hora de hablar. Estos son los criterios que yo sigo cuando actualizo mi colección de imágenes:

  • Buena calidad. Con la cantidad de imágenes que tenemos a nuestro alcance hoy en día, por favor, elegid aquellas que tengan buena calidad, que no estén pixeladas y ¡que no tengan marca de agua!.
  • A color. Aunque una imagen en blanco y negro o en tonos sepia puede ser muy bonita e inspiradora, siempre dará mucha más información una foto con colores y fiel a la realidad.
  • Con personas que no miren a cámara. Una foto de alguien posando no tiene mucha gracia, ya que no puedes hablar de lo que está haciendo, pensando o sintiendo. Siempre elige fotografías con personas que expresen algo y que estén viviendo una situación real.
  • Con elementos alrededor. Aunque las personas sean el elemento principal de la imagen, es mejor ver parte del entorno, ya sea en exterior o interior. La decoración, el paisaje, el clima… cuanta más información tengamos, mucho mejor.

Y ahora que tenemos claro el tipo de imágenes que vamos a recopilar, ¿cómo las vamos a usar?. No, con la mítica frase de ‘describe la foto’ no es suficiente. Deberíamos contar con diferentes estrategias para sacar jugo a cada imagen que usemos. Aquí tienes alguna de ellas:

Reflexionar antes de hablar.

Si estamos con alumnos de un nivel bajo, que aún no tienen mucha confianza para hablar o que llevan poco tiempo estudiando con nosotros y queremos comprobar el nivel de una forma discreta, podemos proponer una actividad de preparación previa.

Podemos dar al alumno una imagen y una ficha para completar y reflexionar. De este modo, daremos tiempo a que piensen y por lo tanto, puedan construir un buen discurso. Hay muchas maneras de hacer esto, pero yo propongo una en particular. Se trata de trabajar con palabras en un primer momento (sustantivos, adjetivos y verbos), y con descripciones objetivas y subjetivas. Si te apetece probar, descárgate esta colección de 10 fichas con sus correspondientes fotografías.

Describir con los 5 sentidos.

Muestra a todos tus alumnos una fotografía y haz preguntas en alto usando los cinco sentidos. La idea de esta actividad es que practiquen las descripciones y hagan uso de adjetivos para dar riqueza al discurso.

1️⃣ En primer lugar, deben responder a la pregunta: “¿QUÉ VES?”

2️⃣ Después, responderán a la pregunta: “¿QUÉ ESCUCHAS?” Aquí suelen quedarse sorprendidos, pero en cuestión de segundos aparecen buenas frases…“escucho las olas del mar”, “se oyen las campanas de la iglesia”.

3️⃣ En tercer lugar, se planteará: “¿QUÉ PUEDES TOCAR?” En la fotografía habrá un montón de texturas que pueden describir.

4️⃣ Luego hablaremos del OLOR. Quizás les resulta un poco más difícil, pero con un poco de imaginación saldrán cosas interesantes.

5️⃣ Y por último, se hará alusión al GUSTO. Dependiendo de la fotografía, tendrán que ser más o menos creativos.

Dibujar la imagen.

Podemos dividir al grupo en dos equipos. Uno describirá la imagen y el otro, dibujará lo que se comenta. Pueden dar todos los detalles que quieran, pueden preguntar, en realidad no hay muchas reglas, simplemente que ‘los dibujantes’ no vean la imagen y que ¡se hable solo en español!.

Llegará un momento en el que no darán tanta importancia a la corrección al hablar y se centrarán en hacer una buena descripción para ayudar a sus compañeros, por lo que perderán las inseguridades poco a poco.

Estos son tres ejemplos de cómo usar fotografías en la enseñanza de idiomas, pero como docente, busca la manera de que el uso de imágenes encaje en tus clases y por supuesto, ayude a tus alumnos. Seguro que tú también tienes muchas ideas, ¿me cuentas alguna de ellas?. Déjame un comentario 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *